Todos llevamos un niño dentro. Todos tenemos recuerdos de nuestra infancia.
En los recuerdos tienen un papel importante los cuentos, las adivinanzas, los trabalenguas, las poesías...
Este es el punto de partida del libro. Hurgar en nuestros recuerdos, traer a la memoria aquellas personas, aquellos sentimientos que llenaron algunos ratos de nuestra infancia.
Y nos hemos centrado en un campo concreto: la poesía. Todos sabemos los valores que encierra, los sentimientos que despierta y el deleite que produce. Por eso como Maestros, consideramos que la poesía es tan importante que debe ocupar un lugar en el aula, debe estar presente en el quehacer educativo.